viernes, 28 de diciembre de 2012

Un baño sin agua y una nueva metodología

Si tuviera que caminar casi dos kilómetros por un jarro de agua todos los días, como hacen millones de personas, es poco probable que usara esa agua preciosa para bañarse. El joven empresario Ludwick Marishane cuenta la historia increíble y divertida de cómo se inventó una solución económica, limpia y cómoda: DryBath, la primera loción para ducharse sin agua.

Quizás pensemos que esto que plantea el vídeo está muy lejano, pero con mayor población mundial cada vez, con un cambio climático tan real como ignorado, con las multinacionales haciéndose con las reservas de agua y especulando con ella, no sólo será una problema de países de África, será un problema glogal.

Otra cosa interesante que podemos apreciar en este vídeo es lo que puede llegar a hacer un estudiante en secundaria con un teléfono móvil y escasos medios, únicamente con aplicar una metodología diferene de aprendizaje que deje al loro en la cuneta. En este caso, fue la propia curiosidad de Ludwick Marishane y sus ganas de resolver un problema, lo que le llevó a aprender, investigar y obtener una solución.

.
Publicar un comentario en la entrada